:: Lecturas ::

Te felicito

La Importancia del Escritor frente a una Verdadera Estrella.

Por Martín Kohan.

sonia budassi en fuerte apache
Sonia Budassi en Fuerte Apache tras los rastros de Carlos Tévez.

No es sencillo contrarrestar la ideología de la Importancia del Escritor: de su persona, de su presencia, de sus anécdotas, del aura de su aquí y ahora. No es sencillo mitigarla o relegarla para situar en su lugar, tanto mejor, a la propia literatura, de la cual los escritores son apenas una parte. No es sencillo porque ese mito, al igual que todos los mitos, se forja con pura creencia; y esa creencia, al igual que muchas creencias, responde a las ganas o a la profunda necesidad de creer.

[Seguir leyendo]


:: Entrevistas ::

Cómo conseguir editores

¿Cómo se pone a consideración de un editor un libro? ¿Con qué método bucean esa marea de originales y toman títulos para sus catálogos los que están al frente de sellos que reciben, a veces, hasta un inédito por día?

Por Valeria Tentoni.

Muchos libros.

A fines de 1999, Liliana Bodoc era una escritora desconocida e “iba de aquí para allá, dejando los manuscritos, sin muchas expectativas”. No contaba siquiera con la intuición de esa enorme cantidad de lectores que devoraría sus libros en el futuro. Mandó el original de su primera novela a Norma. El anillado fue a ocupar un escalón más en la pila de propuestas del escritorio de Antonio Santa Ana, su editor por entonces. Alguna vez alguien contó que él estaba haciendo un llamado telefónico y quedó atrapado en una música de espera que duró lo suficiente como para que se pusiera a garabatear, así que manoteó el primer fajo de papeles de la pila. Era, caramba, Los días del venado. Pero claro: no siempre el azar está tan dispuesto a hacer justicia.

[Seguir leyendo]


:: Novedades ::

Libros para el finde largo

22-05-2015

¿Hay algo mejor para aprovechar el feriado del 25 de mayo que quedarse en la cama leyendo?

libros

Después de la feria, la librería se nos llenó de nuevos títulos. Aquí “tenemos de todo como en botica”. Por ejemplo, la novela Muerte súbita de Alvaro Enrigue, que ganó el Premio Herralde. Y también la alt lit de Noah Cicero que publicó Metalúcida. Entrevistamos a Enrigue, comentamos la de Noah. Para los que buscan ensayos: la nueva antología de Marx seleccionada por Horacio Tarcus y el nuevo libro de Thomas Piketty (un ladrillazo de 663 páginas que viaja directo a la ventana más alta del sistema capitalista). Queremos destacar, además, tres títulos que llegan desde la editorial chilena Hueders: Padres e hijos, de Roberto Merino, Esa visible oscuridad, de William Styron, y El dios salvaje, de Al Alvarez. Los libros de Hueders (estos 3 y otros, como Actos de caridad, de Aira) se consiguen casi exclusivamente aquí, en Eterna Cadencia.

Aquí abajo la descripción de cada título.

[Seguir leyendo]


:: Ficción ::

¡Era él! (Negocio suizo)

22-05-2015 |

Juan Filloy, el escritor cordobés que vivió 105 años, fue récordman de palíndromos, juez y árbitro de boxeo —entre muchísimas otras cosas—, escribió más de 50 libros y a cada uno le puso título de siete letras. Como a Tal cual (El cuenco de plata), del que tomamos esta historia.

Por Juan Filloy.

Juan Filloy

Desde mi oficina en el Palacio de la Cancillería hasta mi departamento median 18 cuadras. Tal distancia la hago caminando, ida y vuelta, los días hábiles. Es mi cuota de felicidad pedestre: quien anda, manda y no se desmanda… Asuetos y feriados soy vasallo y víctima de mi Ford Taunus: vasallo servil de la velocidad, víctima de mis nervios y los ajenos.

[Seguir leyendo]


:: Entrevistas ::

Seremos salvos por nuestro amor

21-05-2015 |

De paso por Buenos Aires, el escritor guatemalteco Eduardo Halfon habla de su novela Monasterio (Libros del asteroide).

Por Patricio Zunini.

eduardohalfon

Dice Eduardo Halfon que su abuelo nunca habló del campo de concentración. Que decía que el número tatuado en su brazo era un número de telefóno. Dice que recién en 1998 o 1999, ya con los últimos resquicios de la memoria, comenzó un discurso caótico y sin cronología, que duró cinco horas. Dice que aquella tarde ambos se emborracharon y que adentro de ese discurso, el abuelo le contó una anécdota pequeña, la de un boxeador polaco, que fue en realidad quien le enseñó a sobrevivir. Dice que en la historia de ese boxeador estaba condensada toda la literatura del abuelo, que estuvo diez años para contar esa historia. Que no encontraba la manera, que tenía miedo. Y que desde entonces, dice, los cuentos de El boxeador polaco fueron pariendo —pariendo, así dice— sus siguientes libros.

[Seguir leyendo]


El otro sur

21-05-2015 |

La barbarie del cuento borgiano en una reescritura moderna.

Por Jorge Consiglio.

elsur

Ciego a las culpas, el destino puede ser despiadado con las mínimas distracciones.
J.L.B.

La carpintería es un arte nobilísimo; pero su abuelo nunca la consideró una elección. Estaba seguro: se dedicó a la madera porque la vida resolvió por él. Llegó a Buenos Aires en marzo de 1912 y tuvo la fortuna de que un ebanista lo empleara. A partir de ese momento y hasta el día de su muerte, su profesión funcionó como un circuito cerrado. Fue la defensa frente a las catástrofes: indigencia, desolación, tedio. A él, que se llama Francisco Montenegro, le pasó lo mismo con el comercio. Alguien insistió y puso un kiosco sobre la calle Suipacha. No le fue bien, pero perseveró: abrió un lugar de comida rápida en el microcentro. Su último emprendimiento, el que todavía conserva, es una pizzería que está en la esquina de Independencia y Matheu. Montenegro vive con su familia en un departamento y no tiene problemas. Entiende que la prosperidad, igual que la gordura, llega sin que uno lo note.

[Seguir leyendo]


:: Librería ::

Lección 1. 10 de mayo de 1960

21-05-2015

A cargo de la cátedra “Filosofía y Sociología” de la Facultad de Filosofía de la Universidad de Frankfurt, T. W. Adorno dictó en 1960 una serie de seminarios que fueron recogidos por primera vez en español en el volumen Filosofía y Sociología (Eterna Cadencia Editora). Presentamos aquí la primera parte de la primera lección, que pone en conflicto ambas disciplinas. Adorno dice que la sociología debe remitirse a la filosofía si no quiere quedar fuera del ámbito de una ciencia.

Texto: Theodor W. Adorno. Traducción: Mariana Dimópulos.

filosofía y sociologíaSeñoras y señores:

En su anuncio, estas lecciones llevan el título de “Filosofía y sociología”, y es posible que este título pueda dar ocasión, para aquellos entre ustedes que empiezan a estudiar, a ciertos malentendidos. Considero mi obligación aclarar en primer lugar estos malentendidos –estos malentendidos posibles–. Puesto que quien les habla aquí tiene un cargo de profesor que está definido como de Filosofía y Sociología, algunos de ustedes podrían esperar que realmente yo intente ahora –tal como uno de esos héroes un poco torpes y desmañados de los cuentos maravillosos– instruirlos de un solo golpe en filosofía y sociología, de modo que ustedes pudieran conocer al vuelo, por así decir, en un curso semestral de dos horas estas dos disciplinas.

[Seguir leyendo]


:: Entrevistas ::

El hombre que saltó el muro

20-05-2015 |

El escritor chileno Roberto Ampuero habla de su novela Detrás del muro (Sudamericana): “Culpar a Estados Unidos del golpe a Allende ayuda a eludir nuestra responsabilidad.”, dice.

Por Patricio Zunini. Foto: cortesía Penguin Random House.

roberto ampuero

El arco político de Roberto Ampuero queda determinado en su obra, pero especialmente en dos novelas autobiográficas: Nuestros años verde olivo (Planeta, 1999) en la que cuenta sus años en Cuba, donde se casó con Margarita Flores Ibarra, hija del fiscal del Revolución; y en la reciente Detrás del muro (Sudamericana), que abarca un período que engloba a la anterior y aborda su vida en el exilio, desde su llegada a Alemania Oriental tras el golpe de Pinochet hasta el regreso al mismo país, luego de la experiencia cubana, ya completamente desencantado con el comunismo. Con esta novela incómoda, por momentos hasta antipática, Ampuero trata de entenderse, pero sobre todo de explicarse a sí mismo.

[Seguir leyendo]


Como si yo fuera un zodíaco

20-05-2015 | ,

Sobre la muestra Animalia de Edgar Cano que devino en libro de Rafael Toriz.

Por Ezequiel Filgueira Risso.

laiguana
Colección de mitos breves sobre animales híbridos
La iguana, litografía, 19×24 cm

Apelando a la fuerza vital de las bestias que no son monstruos sino figuras que, como mediums, se ofrecen entre lo existente y lo que no se deja ver de él; como haciendo libaciones que delimitan el tiempo y promueven la aparición de lo no entendido, se convoca a la muerte que no es la muerte desde el inicio. “Y siempre esperamos del hálito de los animales que se trastoque en nuevas palabras inauditas”, abre Rafael Toriz su texto Animalia (Editorial Vanilla Planifolia, 2015) citando a Elías Canetti para dar paso a la serie de litografías de Édgar Cano, que lo ilustran.

[Seguir leyendo]


Los imprescindibles de Gonzalo Heredia

20-05-2015 |

El actor comparte con nosotros los libros que no pueden faltar en su biblioteca.

Gonzalo Heredia

Reconocido lector y bibliófilo, el actor Gonzalo Heredia elige sus libros de cabecera.

  • La náusea JP Sartre
  • Diarios, de John Cheever
  • Los siete locos/Los lanzallamas, Roberto Arlt
  • Todos los relatos de Carver
  • Los cuentos completos de Fogwill
  • Ser escritor/ Cuentos completos, Abelardo Castillo
  • El idiota, Dostoievsky
  • La colección Wallander de Henning Mankell
  • El extranjero, Camus
  • Ampliación del campo de batalla, Houellebecq

Con estos estaría bastante cubierto en una isla desierta, por ejemplo. Y, de yapa:

[Seguir leyendo]


La ladrona de libros

Del arte de robar libros y otras cuestiones literarias.

Por Virginia Cosin.

cosinLa primera vez que robé un libro tenía seis años. Estaba de vacaciones en la costa. En la librería habían plantado uno de esos juegos mecánicos –un helicóptero- en el que se insertaba una ficha y accionando una palanca se activaba una especie de grúa gracias a la que el niño se elevaba unos metros y después bajaba a bordo de la nave en cuestión. Yo quería dos libros. Pero mamá solo accedería a comprarme uno. De modo que llevé a la caja el que había decidido comprar y al otro me lo guardé debajo del buzo, enganchado al pantalón. Después subí al helicóptero, hice de cuenta que era una niña normal que se contenta con el simulacro aéreo y cuando llegamos al departamento que alquilábamos actué frente a mis padres lo mejor que pude mi azoramiento: de alguna manera fortuita e inexplicable, de mi abdomen había salido un libro. Juré que no tenía la menor idea de cómo había ido a parar hasta allí sin que yo pudiera darme cuenta. Al día siguiente, tuve que devolver el libro al librero. Fue la primera y única vez –porque hubo cientos después de esta- que me agarraron.

[Seguir leyendo]


:: Agenda ::

Ciencia y ficción

19-05-2015

Diálogo público en la librería.

hadiskukso

Qué tiene la ciencia para decir de la literatura, cómo hace la ciencia ficción para hablar de la actualidad del mundo. Cuáles son los puntos en contacto, dónde se alejan. Cómo se ve la relación entre ambas en la tradición literaria argentina. Quiénes son los escritores que están renovando el género. Por qué hay un boom sobre los libros científicos.

Los invitamos a un diálogo público entre Federico Kukso, uno de los periodista especializados en ciencia más relevantes del país, autor de Todo lo que necesitás saber sobre ciencia (Ed. Paidós, 2013), y Martín Hadis, escritor e investigador, brillante analista de la obra de Jorge Luis Borges y responsable junto a Mariano Chinelli de Más allá de Gelo: antología de cuentos de ciencia ficción de Héctor Germán Oesterheld (Planeta, 2014).

El encuetro es el próximo martes, 26 de mayo, a las 19. Con entrada libre.


:: Poesía ::

Por suerte existe la poesía

Hoy comienza la serie curada por La campeona de nado, Clara Muschietti, también autora de Karateka. Arranca celebrando el género con tres poemas de Joaquín O. Giannuzzi.

Selección de Clara Muschietti.

Giannuzzi

Paisaje al anochecer
a
Dentro de unos momentos no habrá más que sombras en el valle.
Y yo, solitario en este hueco de la tierra
instalaré en la noche
mi cuota filosófica de animal emocionado.
Esta es la hora del día en que fracasa
todo ensayo de interpretación
acerca de mi papel en el mundo. Sombrío, el año ha muerto.
Mientras trato de justificar esta pena,
esta baja tensión de la conciencia,
me pregunto
si no habrá una segunda oportunidad detrás de esas montañas.

[Seguir leyendo]


:: Subrayados ::

Herzog vs. Uhart

El autor de Los Centeno, para sus subrayados, hace una cruza entre dos libros que se responden: Herzog por Herzog y Las clases de Hebe Uhart, de Liliana Villanueva.

Selección de Pablo Natale.

Uhart VS Herzog

Estos son dos de los libros que estuve leyendo, casualmente, hace poco. Son dos libros de estética, aunque a veces también sean otra cosa. Werner Herzog y Hebe Uhart tienen vidas, intereses y obras suficientemente disímiles, pero de pronto el mundo editorial de las casualidades puso estos dos libros a la mesa. Intenté hacer un doble subrayado, de un libro al otro para hacerlos “conversar”.

1) Dice Villanueva que dice Uhart: “Una alumna dijo ‘escribí una hoja y me cansé’. Un artesano nunca diría ‘hice una silla de tres patas y me cansé’. Las cosas se hacen y se terminan. Lo que hacemos es un trabajo, una tarea, una especie de artesanía (…). Si hago un texto mal hecho o una silla de tres patas o una mesa sin terminar, demuestro falta de interés o apuro por publicar”.

Dice Herzog: “Sólo intento decir que percibimos la creatividad desde una perspectiva anticuada y pasada de moda (…). Con frecuencia me pregunto cómo me gustaría que fuera percibido mi trabajo. Preferiría que mis obras fueran vistas como se veía la obra de los artesanos de la Baja Edad Media, personas que tenían talleres y aprendices y que jamás se creyeron artistas”.

[Seguir leyendo]


:: Entrevistas ::

Por qué nadie enseña qué es el amor

18-05-2015 | ,

María Fasce habla de su nueva novela, La mujer de Isla Negra (Edhasa).

Por Patricio Zunini. Foto: Sebastián Lidijover.

fascemaria(c)lidijover

La protagonista de la nueva novela de María Fasce (La verdad según Virginia, La felicidad de las mujeres) es Elisa, una nena que llega junto a su madre a la casa de Pablo Neruda. La vida en Isla Negra está rodeada de interrogantes: por qué su madre trajina en la cocina mientras ella ocupa una de las mejores habitaciones de la casa, por qué Neruda —un hombre que parece tener una inclinación inevitable hacia las mujeres— la mira con ambigüedad, por qué todos viven con la sensación de un terremoto que se está gestando. En la década del 50, Neruda estaba casado con Delia del Carril, una mujer aristocrática, amiga de Victoria Ocampo. Esa mujer es el modelo que quiere Elisa para sí: cómo entender entonces que Neruda la deje por Matilde. Cómo entender que Matilde eche a su madre. Cómo entender que Elisa prefiera quedarse con Neruda, abandonando a su madre. Con una mirada para nada celebratoria de Neruda, La mujer de Isla Negra es una novela de formación que funciona a la vez como una falsa novela histórica y el germen de un ensayo sobre la literatura y el lenguaje.

—Neruda es alguien a quien suelo volver —dice María Fasce.— Tengo los tres tomos de Obras completas en mi casa en Madrid, cada tanto los abro al azar. Es un poeta muy curioso, porque, por supuesto, tiene poemas brillantes que se me quedaron grabados en la memoria desde que era adolescente tipo el “Poema 20” y también tiene poemas espantosos.

[Seguir leyendo]